El 15 de Marzo desaparece Messenger para siempre

A pesar de que los Mayas no acertaron con lo del fin del mundo, los constantes emails que nos venían informando bombardeando sobre el fin del Messenger parece ser que sí han terminado por dar en el clavo.

Según ha anunciado Microsoft, Messenger el servicio de mensajería con una trayectoria de más de una década a sus espaldas, será desactivado (excepto en China, a saber por qué allí no) el próximo 15 de Marzo. Pero tranquilo que no significa que no puedas seguir en contacto con tus contactos ya que tras la compra el año pasado del servicio Skype, Microsoft lleva varios meses integrando la plataforma de Messenger en Skype de forma que sólo deberemos descargar Skype para seguir en contacto con nuestros contactos del desterrado Messenger.

Este cambio se venía venir desde hace tiempo, Messenger dejó de tener interés para los usuarios en las últimas versiones sobre-cargadas de opciones innecesarias y convirtiéndolo en un programa cada vez más pesado. Además, la aparición de nuevos contrincantes destacando el chat de Facebook, terminaron por finiquitar el servicio. Sin contar con el pobre soporte que ofrecía para dispositivos móviles donde también destacó la incursión de Facebook y sobre todo WhatsUp.

Con Skype, Microsoft pretende seguir reinventándose y no sólo aplicar un lavado de cara a uno de sus buques insignia más conocidos. Al igual que otros servicios renovados como Hotmail (ahora Outlook) Microsoft pretende recuperar el terreno perdido en estos últimos años con una aplicación multiplataforma y disponible para una gran variedad de dispositivos móviles y con integración de redes sociales destacando la integración con el chat de Facebook de forma que todas nuestras comunicaciones queden centralizadas en una única aplicación con una interfaz muy sencilla acorde a lo que se estila actualmente y con nuevas posibilidades como la llamada a teléfonos fijos y/o móviles de prácticamente cualquier parte del mundo, video llamadas grupales…

Anuncios

Los comentarios están cerrados.